Noticias pronto

23 de noviembre de 2018

El infográfico: la chirimoya

Que su intenso dulzor o la suma de sus calorías no te eche para atrás, porque si bien es cierto que este «manjar blanco» –tal y como lo bautizaron los colonos españoles cuando la descubrieron en América– aporta dosis altas de azúcares, la aromática y cremosa pulpa de la chirimoya esconde un arsenal de valiosos nutrientes.

 

Una pieza de 200 gramos aporta el 10% de los requerimientos diarios de magnesio. Este mineral, además de ayudarnos a manejar el estrés y combatir la fatiga muscular, refuerza los huesos y los dientes.

 

Además, gracias a su contenido en vitamina C, refuerza el sistema inmune con la misma eficacia con la que previene la pérdida de firmeza de la piel y realza su luminosidad. ¡Ah! Y aporta enzimas que mejoran la digestión.

 

Más por menos: si tienes el colesterol alto, sustituye los flanes, las natillas, mousses, etc. por la pulpa batida de esta fruta. Te saldrá más barato y, por su aporte en fibra soluble, mejorarás el control de este tipo de lípido.

 

Si quieres descubrir los beneficios de otra exquisita fruta exótica, haz click aquí. 

Otras noticias de actualidad

Ver todas las noticias