El rincón del pensamiento

2 de octubre de 2019
Cuentos cortos con grandes lecciones de vida. Para reflexionar :)
El soldado amigo Ilustración: Alberto Vázquez

El soldado amigo

Se encontraba el ejército de un país en plena guerra con el ejército de otro, cuando, de repente, tras regresar de una durísima ofensiva, un soldado le dijo a su superior: «Mi teniente, mi amigo no ha regresado del campo de batalla. Solicito su permiso, señor, para ir a buscarlo». El oficial respondió enseguida con contundencia: «Permiso denegado. No quiero que arriesgue su vida por un hombre que probablemente haya muerto».


El soldado, cabizbajo, se marchó. Decidido a no dejar a su amigo a su suerte, hizo caso omiso de la prohibición y se fue raudo al campo de batalla. Una hora más tarde, regresó mortalmente herido y transportando el cadáver de su amigo. El teniente, viendo el lamentable estado en el que se encontraba, le gritó furioso: «¿Por qué lo ha hecho? ¡Le dije que su amigo seguramente habría muerto! Dígame: ¿merecía la pena ir hasta allí para traer un cadáver?».


Casi moribundo, el soldado respondió: «¡Claro que mereció la pena señor! Cuando lo encontré, todavía estaba vivo y pudo decirme: “¡Amigo mío, estaba seguro de que vendrías a buscarme!».

 

Esta historia nos enseña que la verdadera amistad se pone realmente de manifiesto en las adversidades.