El rincón del pensamiento

11 de febrero de 2018
Cada semana, PRONTO te invita a la reflexión con estos pequeños cuentos que condensan grandes lecciones de vida.
El hombre más generoso Ilustración: Alberto Vázquez

El hombre más generoso

Un grupo de sabios discutían sobre cuál era el hombre más generoso de la aldea. Al final quedaron tres candidatos y, para decidirse, propusieron enviar el mismo mensaje a todos: «Tu amigo José se encuentra en un gran apuro. Te ruega que le ayudes con bienes materiales». 
Un mensajero les daría el recado y volvería con la respuesta. Fue a ver al primero, y éste contestó: «No me molestes con pequeñeces. Coge todo lo que quieras y dáselo a mi amigo». Los sabios pensaron que era el hombre más generoso.
Cuando el mensajero fue a ver al segundo hombre, habló con su criado: «Mi señor es muy arrogante, no puedo molestarle con estas cosas, pero me ha dicho que te lleves todo lo que tiene e incluso una hipoteca sobre sus bienes». Los sabios creyeron que éste sería el hombre más generoso de todos.
El tercer candidato dijo: «Empaqueta todas mis cosas y lleva esta nota al prestamista para que liquide todas mis pertenencias. Cuando acabes, vuelve». Cuando el mensajero regresó, se encontró a otra persona en la puerta: «Tengo que entregarte el importe de un esclavo que se acaba de vender en el mercado». Ese esclavo era el tercer hombre. Sin duda, la mayor generosidad, es dar una parte de ti mismo.