Beirut, devastada por dos explosiones

2.750 toneladas de un fertilizante que puede usarse para fabricar bombas y que estaba almacenado sin medidas de seguridad causaron una detonación que arrasó la ciudad

Beirut devastado explosion

El puerto de Beirut fue la zona 0 de esta catástrofe.

Redacción

La desesperación y el caos reinan en Beirut, la capital del Líbano desde pasado 4 de agosto por la tarde. La ciudad vivió su propio apocalipsis, justo un día después de que se relajaran las medidas contra el coronavirus y las calles se llenaran, de nuevo, de gente.

No ha habido piedad. Y no han sido los hados del destino, sino la desidia y la negligencia de sus políticos las responsables de esta oleada de muertes y destrucción, causadas por dos explosiones en el puerto de la ciudad.

Como han reconocido las autoridades, las brutales explosiones fueron provocadas por un incendio que se declaró en un almacén que contenía 2.750 toneladas de nitrato de amonio desde hace seis años, “sin medidas de precaución”.

bomberos beirut explosion

Espectacular imagen de dos bomberos trabajando en la extinción del fuego.

Tras las detonaciones, el caos inundó Beirut. En medio de una nube de humo y de polvo, se veían las sombras de los edificios arrasados, personas heridas, gente que corría desesperada, asustada, las calles cubiertas de cristales, escombros... Las cifras son aterradoras –más de 135 muertos a en el momento de escribir esta noticia- y las autoridades temen que seguirán subiendo, porque hay muchos desaparecidos y muchas víctimas debajo de los escombros. 

Más información sobre las explosiones acaecidas en Beirut, en las páginas de tu Revista Pronto de esta semana.