Kiko Jiménez, detenido en Marbella en presencia de Sofía Suescun

ARCH 02755573

Kiko sigue en Marbella mientras que Sofía explicó el altercado en «Viva la vida».

Poco después de confirmar su relación, Kiko Jiménez y Sofía Suescun vuelven a ser noticia pero, esta vez, no por motivos tan alegres. La pareja pasó el fin de semana en Marbella y, durante la noche del sábado al domingo, sufrieron un altercado con la policía.

 

Este hecho terminó con Kiko Jiménez detenido y pasando el resto de la noche en el calabozo. Así lo ha contado su novia, Sofía Suescun, que se acercó el domingo por la tarde al programa «Viva la vida», presentado por Sandra Barneda, para relatar todo lo ocurrido.

 

«Estoy alucinando con todo lo que ha pasado y muy preocupada por que haya individuos de este tipo ejerciendo de policía», comentó la ganadora de «Supervivientes 2018».

 

Altercado con la policía

Según las palabras de la colaboradora, «todo empieza porque tenemos que entrar a una sala de Marbella en la que estamos acreditados, tenemos la matrícula acreditada y toda la información en el móvil para poder pasar a ese parking y el señor agente decide no dejarnos pasar». Después de esto, decidieron marcharse para no entrar en disputas.

 

Después, al parecer, la pareja, que iba en el coche junto a un amigo, pasó por un control policial. Sofía Suescun aseguró que no entendieron bien las indicaciones del agente, por lo que otro les dio el alto. En ese momento se produjo el altercado con la policía, en el que hubo una situación muy tensa entre la pareja y el agente. Incluso, según explica la exsuperviviente, hubo un forcejeo entre Kiko Jiménez y el policía.

 

Por otra parte, Suso Álvarez, colaborador de «Viva la vida», asegura que sus fuentes le han informado que Kiko actuó de forma chulesca y que «parece ser que, en un momento, Kiko se puso muy nervioso y estaba fumando, y le tiró el humo en la cara al agente», algo que aseguran aparece en el atestado de la policía.

 

Según estas fuentes, Sofía Suescun también se habría encarado al agente diciendo frases como: «¿No sabes quién soy yo?». En suma, todo este altercado fue grabado por los móviles de la pareja, que finalmente fueron requisados por negarse a borrar los vídeos pese a la petición policial.

 

Actualmente, Kiko Jiménez sigue en Marbella a la espera de un juicio rápido que debería celebrarse hoy mismo.