Mario Vaquerizo se recupera de una reducción pectoral

El artista defiende que cada uno puede hacer lo que quiera con su cuerpo

Mario Vaquerizo se recupera de una reducción pectoral

Mario Vaquerizo en el programa Me resbala.

E.C.

Mario Vaquerizo ha pasado por quirófano para someterse a una operación de estética. No es la primera vez que el marido de Alaska decide cambiar algo que no le gusta de su cuerpo, y en esta ocasión, se trata de una ginecomastia, una reducción pectoral.

El artista explicó unos días antes de someterse a la operación en el programa de radio ¡Anda ya! en el que es colaborador, los detalles de la intervención: “Me voy a hacer una reducción pectoral, y lo digo así porque la gente piensa que me voy a poner tetas, pero no. Me voy a quitar una grasita que se me ha acumulado en esa zona, algo normal en los hombres que van cumpliendo años”.

Mario Vaquerizo Madrid

Mario Vaquerizo posando en una calle de Madrid.

 

Un postoperatorio con mucho calor

Según él mismo ha relatado también en el programa ¡Anda ya!, está pasando un buen postoperatorio. Aunque reconoce que operarse en esta época del año no ha sido muy buena idea, ya que está pasando mucho calor con la faja que tiene que llevar.

“Como yo soy una persona muy absurda, me he operado en el mes de junio, el más caluroso del año y con la faja que llevo imagínate”, comentaba el cantante de las ‘Nancys rubias’.

 

Lo importante es estar a gusto con uno mismo

El principal motivo de Mario para someterse a esta operación era que no se encontraba cómodo con esa zona de su cuerpo. De modo, que la ginecomastia era la solución perfecta. El marido de Alaska siempre ha defendido la idea de que “todo lo que nos evite sufrir hay que aplaudirlo y todos los avances médicos lo consiguen, incluidos los de medicina estética. Si hay cosas que te hacen sentirte mal y lo puedes solucionar, pues adelante”.