Paco Lobatón, volcado con la búsqueda de personas desaparecidas

Paco Lobatón, volcado con la búsqueda de personas desaparecidas
El periodista estaría encantado de que se hiciera una nueva versión del programa de televisión ‘Quién sabe dónde’.

En marzo de 2015 el periodista Paco Lobatón puso en marcha QSD Global Fundación Europea por las personas desaparecidas, una entidad sin ánimo de lucro para hacer frente a las desapariciones y prevenir situaciones de riesgo.

 

El proyecto nació siete años después de la última temporada del mítico programa de televisión, ‘Quién sabe dónde’. El espacio fue dirigido y presentado por el periodista desde 1992 hasta 1998, un total de 249 episodios en los que se investigaron 2.750 desapariciones, de las que se resolvieron con éxito el 70%.

 

Para Lobatón, el programa era “un espacio de televisión, pero también un punto de encuentro para las familias que tenían un ser querido desaparecido”, aseguraba en una entrevista concedida a nuestra revista en junio de 2016.

 

 

 

 

¿Cómo surgió la Fundación?

 

Tal y como él mismo explica en la web de la organización: “Desde que el programa ‘Quién sabe dónde’ me hizo descubrir el drama de las personas desaparecidas me he sentido comprometido con su causa. La televisión se reveló entonces como un formidable catalizador de la disposición solidaria de la gente. Hoy, además de la televisión y los otros medios de comunicación, las redes sociales e internet han abierto nuevas vías para canalizar toda esa energía solidaria, la principal garantía para un apoyo eficaz a las familias de las personas desaparecidas sin una causa conocida. Hay que recordar que en España se producen veintiuna mil denuncias anuales de esa naturaleza, es decir, cerca de sesenta por día”.

 

Desde el principio, el objetivo de la Fundación ha sido conseguir mejoras en las búsquedas de personas desaparecidas, en la resolución policial de los casos y en ayudar a sus familiares acompañándolos en el proceso de búsqueda.

 

Así lo han hecho en las 483 alertas que la organización activó en 2019, de las cuales, 49 de ellas correspondían a menores y 98 a mayores de 65 años, de los cuales 30 de ellos fueron encontrados sin vida.