Patatas al vapor con crema de berros

Patatas al vapor con crema de berros

Ingredientes

• 6 patatas
• 150 g de berros
• 1 puerro
• 1 calabacín
• 2 vasos de caldo de verduras 
• 1 hoja de laurel
• un trozo de hinojo 
• aceite de oliva
• sal
• pimienta

  • Tiempo Total

  • 40 minutos

  • Preparación

    15 minutos

  • Cocción

    25 minutos

  • Coste

  • Dificultad

  • Tipo de plato

    Primero

  • Tipo de dieta

    Vegetariana

  • Temporada

    Otoño

  • Info. nutricional

    249 kcal/ración

  • Porciones

    4

Pasos

  1. Lava las patatas y cuécelas al vapor hasta que estén tiernas, aromatizando el agua con el laurel y el hinojo. Limpia el puerro, pícalo y rehógalo, a fuego lento, en una cazuela con 2 cucharadas de aceite hasta que esté bien tierno y transparente.

     

  2. Lava el calabacín, despúntalo, córtalo por la mitad y después en medias lunas y añádelo a la cazuela. Sofríelo 2 minutos, salpimienta y vierte el caldo. Cuece durante 5 minutos a fuego lento.

  3. Incorpora los berros, previamente lavados y escurridos, y prosigue la cocción un minuto. Tritura la preparación con la batidora eléctrica hasta obtener una crema.

  4. Deja templar un poco las patatas cocidas, córtalas en rodajas gruesas y repártelas en los platos. Añade la crema de berros, decora con unas hojitas de eneldo y sirve enseguida.

El truco de Pronto

Te gustaría convertir la patata en un alimento prebiótico para así reforzar la flora bacteriana intestinal, aumentar la absorción del calcio y dar un empujón a los intestinos más perezosos? Sólo tienes que hervirla (o cocinarla al vapor) y dejarla enfriar en la nevera durante unas cuatro horas. Refrigerar las patatas cocidas convierte sus almidones en fibra fermentable, por lo que, además, engordan menos.