Rape en papillote con cebolla y zanahoria

Rape en papillote con cebolla y zanahoria

Ingredientes

  • 8 rodajas de rape
  • 2 cebollas moradas
  • 2 zanahorias
  • 1 limón
  • 4 hojas de laurel
  • 2 ramitas de tomillo
  • aceite de oliva
  • sal
  • pimienta
  • Tiempo Total

  • 30 minutos

  • Preparación

    15 minutos

  • Cocción

    15 minutos

  • Coste

  • Dificultad

  • Tipo de plato

    Segundo plato

  • Porciones

    4

  • Intolerancia

    No apta para veganos

Pasos

  1. Para preparar este riquísimo rape en papillote, precalienta el horno a 200 °C. Raspa las zanahorias, despúntalas, lávalas, sécalas y córtalas primero en láminas y después en tiras lo más finas posible.

  2. Pela las cebollas y córtalas también en tiras finas. Lava el limón, corta cuatro rodajas finas y exprime el resto.

  3. Recorta 4 rectángulos de papel de horno y coloca en el centro de cada uno 2 rodajas de rape. Salpimiéntalas.

  4. Reparte la cebolla y la zanahoria sobre el pescado. Añade el laurel, un trocito de tomillo y una rodaja de limón. Rocía con un poco de zumo de limón y un chorrito de aceite de oliva y cierra los paquetes.

  5. Colócalos sobre la bandeja del horno y cuece las papillotes durante 15 minutos a 200 °C. Saca la bandeja del horno y deja reposar un par de minutos antes de abrir los paquetes. Sirve el rape en papillote bien caliente.

El truco de Pronto

Este sano vegetal ayuda a «atrapar» el mercurio, el cadmio y el arsénico almacenados en el hígado porque reúne en su interior compuestos –sustancias azufradas, selenio, flavonoides, alicina, etc.– con una gran capacidad para expulsar esos metales pesados de nuestro organismo. Aprovecha esta virtud porque es difícil encontrar un alimento que congregue a tantos de esos desintoxicantes naturales. Aunque oír hablar de esa lista de tóxicos nos haga pensar directamente en el pescado azul de gran tamaño, como el atún y el pez espada, lo cierto es que el tabaco aporta dosis muy elevadas de esos compuestos tan perjudiciales para la salud. ¿Fumas? Ten en cuenta estos beneficios y convierte la cebolla en la reina de tus guarniciones y salsas.