Solomillo de cerdo con salsa de granada

Solomillo de cerdo con salsa de granada

Ingredientes

• 2 solomillos de cerdo

• 1 cebolla

• 2 granadas

• 1 vasito de Pedro Ximénez, Oporto u otro vino dulce

• 1 cucharada de azúcar

• 1/2 limón

• aceite de oliva 

• sal

• pimienta

  • Tiempo Total

  • 1 hora 5 minutos

  • Preparación

    15 minutos

  • Cocción

    50 minutos

  • Coste

  • Dificultad

  • Tipo de plato

    Segundo plato

  • Tipo de dieta

    Sin gluten

  • Temporada

    Otoño

  • Info. nutricional

    403 kcal/ración

  • Porciones

    4

Pasos

  1. Exprime el limón. Parte las granadas por la mitad y retira los granos. Pela la cebolla, córtala en tiras finas y sofríela a fuego lento hasta que esté tierna y transparente, unos 20 minutos aproximadamente.

  2. Añade la mitad de los granos de la granada, el zumo de limón y el azúcar. Remueve y cuece durante 5 minutos. Incorpora el vino y deja que reduzca hasta la mitad. Vierte la preparación en el vaso de la batidora y tritura. Pasa la salsa por el chino y reserva.

  3. Precalienta el horno a 180 °C. Corta los solomillos en rodajas gruesas, salpimiéntalas y dóralas en una sartén antiadherente con unas gotas de aceite, un minuto por cada lado a fuego fuerte.

  4. Traslada las rodajas a una fuente de horno, rocía la salsa reservada por encima y hornea 10 minutos. Retira, vierte los jugos de cocción en una cacerolita y lleva a ebullición. Reparte la carne en los platos, añade la salsa bien caliente y completa con unos granos de granada.

El truco de Pronto

Es buena idea agregar granada a los platos de carne, ricos en zinc. Este importante mineral, al igual que el ácido elágico de la granada, promueve la cicatrización de la piel. Ten en cuenta esta particularidad si sufres acné o temes que una herida acabe dejando huella.