Tarta fácil de ciruelas

Tarta fácil de ciruelas
Tiempo de preparación: 20 minutos
Tiempo de cocción: 50 minutos

Ingredientes para 4 personas

  • 500 g de ciruelas
  • 75 g de harina
  • 150 g de azúcar
  • 1 cucharadita de azúcar avainillado
  • 2 cucharadas de azúcar glas
  • 3 huevos
  • 250 ml de leche
  • 2 cucharadas de ron
  • 65 g de mantequilla + 1 cucharada
  • 150 ml de nata montada sin azúcar
  • una pizca de sal

Paso a paso

receta paso a paso tarta facil de ciruelas

Corta en daditos la mantequilla y caliéntala al baño maría hasta que esté completamente fundida.

receta paso a paso tarta facil de ciruelas

Lava las ciruelas, sécalas y córtalas en cuatro trozos, desechando el hueso central.

receta paso a paso tarta facil de ciruelas

Casca los huevos y bátelos con las varillas. Tamiza la harina en un bol grande.

receta paso a paso tarta facil de ciruelas

Añade 120 g de azúcar, sal, los huevos batidos, la mantequilla fundida y el ron y mézclalo bien.

receta paso a paso tarta facil de ciruelas

Sin dejar de batir, incorpora la leche en un chorrito fino hasta obtener una pasta fluida y homogénea.

receta paso a paso tarta facil de ciruelas

Por último, agrega a la pasta el azúcar avainillado y remueve para repartirlo.

receta paso a paso tarta facil de ciruelas

Unta con mantequilla un molde para tartas, coloca las ciruelas en el fondo y vierte por encima la pasta.

receta paso a paso tarta facil de ciruelas

Espolvorea el azúcar restante y cuece la tarta en el horno precalentado a 180 °C durante 45 minutos.

receta paso a paso tarta facil de ciruelas

Deja entibiar fuera del horno, espolvorea con azúcar glas y sirve la tarta acompañada con nata montada.

receta paso a paso tarta facil de ciruelas

La tarta perfecta

Esta receta tiene poca dificultad pero, para un éxito seguro, toma nota de los siguientes consejos.

Una vez realizada la pasta, déjala reposar, una hora como mínimo y en la nevera, para que se asiente y desaparezcan las burbujitas de aire ocasionadas al batir y mezclar los ingredientes. Así, una vez cocida, la tarta resultará más homogénea y sin surcos.
En esta receta no es necesario pelar las ciruelas porque, además de aportar textura y contraste de color, la piel impide que la fruta, si está muy madura, se deshaga en la pasta durante la cocción.
Sírvela tibia, al cabo de 2 o 3 horas, aproximadamente, de haberla retirado del horno, y si sobra, no la guardes en la nevera. Colócala en un recipiente y, cuando esté fría, ciérrala herméticamente y consérvala en un lugar fresco y seco.