Alba Díaz se ha operado el pecho por un problema de salud

La influencer ha pasado por quirófano para recolocar el pecho y reducir algunas tallas por su propio bienestar. ¡Así se encuentra tras la operación!

alba diaz operacion pecho

Alba Díaz se ha quitado unas tallas de pecho por los dolores que le causaba.

N.D.

Alba Díaz se ha sometido a una intervención quirúrgica por cuestiones de salud. La hija de Manuel Díaz 'El Cordobés' y Vicky Martín Berrocal se ha operado el pecho para recolocárselo y reducir algunas tallas, una intervención que solucionará sus problemas de espalda, entre otras cuestiones. 

La influencer, que ha estado muy bien acompañada durante su estancia en el centro hospitalario tanto por sus amigas como por su madre, ya ha regresado a casa donde la esperaba un precioso ramo de flores, regalo de su amigo Santiago Moyano, con quien estuvo muy feliz divirtiéndose en la Feria de Abril.

flores santi moyano alba diaz

El precioso ramo de rosas que le regaló Santi (al lado, junto a él en una bonita imagen).

Mientras se encuentra recuperándose de la operación, Alba ha compartidos todos los detalles con sus fans.

Molestias corporales: los motivos de su operación

Alba Díaz ha decidido pasar por quirófano para poner fin a algunas dolencias que le imposibilitaban tener una vida cómoda. Como suele hacer en sus redes sociales, se abre frente a sus seguidores para hablar abiertamente sobre su físico, y ha explicado que los dolores de espalda, la incomodidad de encontrar la postura ideal para conciliar el sueño o la molestia a la hora de hacer deporte han sido los motivos por los que ha querido someterse a esta intervención. 

Alba estuvo acompañada en todo momento por su madre, Vicky Martín Berrocal:

Captura de pantalla 2022 05 13 a las 10.54.36
 

Su operación ha consistido en reducir tallas de pecho y recolocarse las mamas. La influencer ha confesado en sus redes sociales que ha pasado de tener una talla 120 a una 85-90, una operación que, tal y como explica, tenía que llegar tarde o temprano por su bienestar.

Además, ha explicado que el mayor miedo que tenía antes de afrontar la operación era la vía que se coloca para que fluya el suero, ya que lo pasa muy mal cuando tienen que extraerle sangre. También la anestesia era un tema que la tiraba para atrás cuando pensaba en la operación, pero finalmente pudo estar tranquila y afrontarlo. 

¡Así se encuentra ahora mismo!

A pesar del dolor de garganta que le ha generado la anestesia, la hinchazón general y la retención de líquidos, Alba se encuentra, muy feliz, recuperándose en casa. Desde Pronto.es le deseamos una rápida recuperación.