Jill Biden y Melania Trump: dos primeras damas sin nada en común

Pronto analiza los puntos en los que más difieren la esposa del actual presidente de EEUU y su antecesora

Jill Biden y Melania Trump

Jill es una profesora universitaria alegre, cercana y con gran carisma. Melania es una exmodelo eslovena elegante, pero con una baja popularidad.

Redacción

El recién nombrado presidente de EEUU, Joe Biden, no tiene nada que ver con su excéntrico antecesor, Donal Trump y, del mismo modo, sus respectivas esposas, Jill y Melania, son diametralmente opuestas. Esta semana, tu revista Pronto ha analizado punto por punto, en qué difieren estas dos mujeres.

Jill Biden no es una desconocida en la Casa Blanca, pues fue segunda dama cuando Michelle Obama era la primera. En ese tiempo, se mostró como una mujer de gran carisma, alegre, con ideas propias y comprometida con el medioambiente, la educación y la lucha contra el cáncer. Es profesora de inglés y literatura en la Universidad de Virginia del Norte, un empleo que no piensa dejar aunque su marido tengo uno de los trabajos más exigentes del mundo.

En el caso de Melania Trump, que no tiene formación conocida, los cuatro años de Trump en el poder no han servido para conocerla mejor. En su estancia en Washington no ha mostrado un especial interés por ninguna causa en concreto; casi nunca ha abandonado un rictus de fastidio y no se ha mostrado cercana o natural, por eso ha sido la Primera Dama que ha dejado el cargo con peores índices de popularidad. Habrá que esperar a leer las multimillonarias memorias que podría publicar en breve para descubrir por fin qué hay detrás de esa dura mirada.

Diviértete con este peculiar “juego de las diferencias” que Pronto te propone esta semana. Te sorprenderá.