Saca su primer disco tras deleitar a sus vecinos con su música durante el confinamiento

El barcelonés Manel Bartrons ha dedicado el trabajo a todos aquellos que aplaudieron sus improvisados "conciertos"

manel bartrons

Manuel ha regalado su disco a los vecinos que lo apoyaron.

Redacción

Cuando se decretó el estado de alarma y, con él, el confinamiento obligatorio, Manel Bartrons encontró en la música una válvula de escape durante aquellos meses de incertidumbre y, ademas, animó a sus vecinos del Eixample barcelonés. Ahora acaba de grabar un disco que ya está en el mercado basado en aquellos recuerdos y que ha regalado a los vecinos que le aplaudían "porque ellos son parte del disco, sin ellos no habría visto la luz".

Luchando desde niño por su gran sueño

Nacido en Prats de Lluçanès (Barcelona) hace 45 años, casado y con dos hijos, es licenciado en Ciencias Económicas y director de ventas en una empresa. Pero su gran pasión siempre fue la música, a la que se ha dedicado como compositor, cantante y pianista aficionado en grupos locales como Quintissano o, desde que se trasladó a vivir a la capital catalana, como parte de la banda de pop rock Houseleschamps. Éste es su primer disco en solitario al que ha titulado "Y el verso cae al alma" en recuerdo a un poema de Pablo Neruda. Él mismo canta y toca el piano e incluye ocho temas propios de carácter íntimo creados en esta dura y extraña época que nos ha tocado vivir.

manel bartrons disco

El primer disco de este compositor catalán.

PRONTO: ¿Cómo fue lo de ponerse a interpretar desde los balcones?

MANEL BARTRONS: De un día para otro ya no podía ensayar con mis compañeros y seguía teniendo ganas de tocar. Así que por las noches me ponía a dar conciertos a través de las redes sociales haciendo versiones y con algunos temas míos. En una ocasión, lo hice con la ventana abierta sin darme cuenta y, al acabar, empecé a escuchar aplausos de fondo... Fue una sorpresa tremenda. Así que, un domingo al mediodía, saqué el piano al balcón y me puse a tocar durante una hora. Cuando terminé fue una explosión de aplausos ¡impresionante! Prometí a mis vecinos que cada domingo a la hora del vermut les daría un concierto. Y así fue.

"Escuchar esos aplausos me emocionaba"

P: ¿Qué sentías con aquellos aplausos?

M.B.: Ha sido lo más fantástico de mi vida. Eran personas que no conocía, a la mayoría ni las veía. Escuchar esos aplausos me emocionaba. Yo regalaba mi música, pero recibía mucho más, esperaba impaciente y nervioso la hora de salir a tocar. Cuando ya nos dejaron salir un poco, los vecinos me paraban por la calle para decirme que aquellos conciertos les habían salvado en el confinamiento. No puede haber nada más emocionante.

P: Y ahora se lo agradeces regalándoles tu primer disco en solitario.

M.B.: El disco se puede conseguir a través de las plataformas digitales como Spotify, YouTube, iTunes o Amazon Music pero se lo he regalado a aquella audiencia anónima, los tengo muy presentes, sin ellos no lo hubiera hecho, me inspiraron sin darse cuenta.

P.: ¿El confinamiento puede ser una fuente de inspiración?

M.B.: Un día, espero poder explicarles a mis nietos que su abuelo no vivió una guerra, pero que, sin tiros ni cañones, nos pasó de todo: muertos, ciudades cerradas, mascarillas por la calle... Pero les diré que a todo hay que buscarle una parte positiva y, para mí, fue aprender a parar y reencontrarme conmigo mismo y la familia. Estábamos sumidos en una vida con un montón de estrés social. Cada uno con sus rutinas y, de pronto, nos obligaron a quedarnos en casa sin poder hacer nada más que estar con los tuyos, algo que resultó fantástico.

manel bartrons piano

Manel Bartrons, tocando durante el confinamiento, tiempo en el que compuso los temas de su disco.

Si quieres saber más sobre este música, puedes entrar en su Instagram y su Facebook