David Bisbal y Rosanna Zanetti, el mejor equipo grabando el videoclip de 'Si tú la quieres'

El cantante está disfrutando de su familia y sus cinco perros, algo que por culpa de los viajes no siempre puede hacer

David Bisbal en El Hormiguero 3.0: Quédate en Casa

David Bisbal con Pablo Motos en El Hormiguero 3.0: Quédate en Casa

Gemma Gómez i Padial

David Bisbal ha estado esta noche en el programa de Pablo Motos en su versión confinada. El Hormiguero 3.0: Quédate en casa lleva semanas ofreciendo entretenimiento de la manera más simple: conectando con una gran variedad de invitados y participantes que nos dejan mirar por la mirilla de sus casas para saber cómo están pasando la cuarentena.

El cantante no está perdiendo el tiempo en estas semanas, en las que además de entregarse a los fogones y a la actividad culinaria, ha sacado un tema que ya tenía planeado producir con Aitana Ocaña. ‘Si tú la quieres’ ya ha alcanzado los dos millones de reproducciones con este videoclip grabado íntegramente en casa.

 

El proceso de ‘Si tú la quieres’

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de AITANA (@aitanax) el

“A Aitana le propuse esto porque teníamos todo preparado para viajar a Colombia pero lo dimos por perdido por todo esto que ha pasado y le dije que hiciéramos algo aunque fuera con nuestros teléfonos”, ha contado Bisbal sobre la producción de este video para el que, su mujer Rosanna Zanetti, fue de gran ayuda. “Rosanilla es una maquina, me ayudo muchísimo con la cámara, teníamos las instrucciones del director pero ella incluso se inventaba algunas cosas”, ha explicado el cantante deshaciéndose en cariño hacia su mujer.

Zanetti incluso le cortó el pelo. “Le pregunté si había cortado el pelo alguna vez, pero como la amo…”, se reía Bisbal al recordar la anécdota. Un tiempo en familia del que también ha disfrutado muchísimo. No obstante, ha confesado que “ella no se dejaría cortar el pelo por mi, ni las puntas”, al ser preguntado por si ella tendría la misma confianza en David.

Un video que, además de llevarnos música nueva hasta nuestras casas en pleno confinamiento, es un gesto de agradecimiento del dúo hacia “todo el mundo que lo está pasando mal, también a las primeras líneas de batalla como médicos, enfermeras, personal sanitario, policía, gente que trabaja en supermercados…”

 

Disfrutando de la familia

No obstante, no todo ha sido trabajar y cocinar, pese a que David siempre ha sido “culo de mal asiento”, tal y como él mismo ha explicado al ser preguntado por cómo está llevando pasar tanto tiempo en casa. Una situación todavía más anómala para él, que suele pasar todo el tiempo viajando. “A mi siempre me ha pesado viajar, no paro nunca en todo el año y este confinamiento he pasado mucho tiempo con mi familia, lo estoy aprovechando al máximo”, ha explicado viéndole el punto positivo al asunto.

Bisbal está pasando el confinamiento con su mujer Rosanna Zanetti y sus dos hijos, además de con una compañía muy especial: ¡sus cinco perros! “Tengo a Nala, un Chow Chow, un Schnauzer y un Pomeranio, que fue mama y nos dio tanta pena regalar sus cachorros que nos los quedamos”, explicaba Bisbal refiriéndose a la gran familia de peludos que tiene en casa. En especial, parece tenerle un especial cariño a Nala, el Chow Chow que parece un oso y que se lleva de maravilla con los más pequeños de la casa: “te juro que es cariñosa al máximo, es fantástica, los niños le hacen lo que les da la gana y ni se queja, es buenísima”.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Davidbisbal (@davidbisbal) el

 

Un sector dañado

Bisbal ha querido terminar su intervención en El Hormiguero acordándose de su sector, el de la música y la cultura, uno de los que también va a sufrir el azote económico de la pandemia causada por el Coronavirus. “Me gustaría mandar un fuerte abrazo a la gente de la industria musical que lo está pasando mal y que lo va a pasar mal, todas las personas que preparan toda la logística de los conciertos, personas que viven de esto”, ha concluido David.  “Un amigo me ha dicho que nos tendremos que comer los instrumentos”, explicaba en tono humorístico, dando las gracias al sentido del humor que tanto caracteriza a este país y sin el que a menudo, estaríamos perdidos.