Rocío Carrasco desvela por fin el motivo por el que no responde a su hija

La hija de Rocío Jurado ha asegurado que ni ella ni su hija están preparadas para hablar

Rocío Carrasco entrevista

Rocío Carrasco confiesa que volverá a hablar con su hija, pero ahora no es el momento.

S.C.P.

Rocío Carrasco se abrió como nunca en la entrevista que le hicieron anoche Carlota Corredera y Jorge Javier Vázquez. La mujer de Fidel Albiac ha desvelado, por fin, por qué no le coge el teléfono a su hija, Rocío Flores.

Madre e hija llevan más de 8 años sin dirigirse la palabra, concretamente desde aquel fatídico día en el que, tal y como ha confesado Carrasco, "me pegó y yo acabé en el hospital".

Desde entonces, todo el mundo se ha preguntado cuál es el motivo por el que no se hablan y, más concretamente, por qué Rocío Carrasco no coge el teléfono a su hija o por qué no responde a los llamamientos públicos que le ha hecho la joven Flores.

Rocío Carrasco habla rocio flores
Rocío Carrasco, en el plató, respondiendo a Carlota Corredera y Jorge Javier Vázquez.

"No estoy preparada"

Anoche, finalmente, Rocío Carrasco respondió a esa repetidísima pregunta. Pero, antes, desveló que ella nunca le había dicho a su hija que no era su madre, un momento que se ha dado por cierto durante muchos años en los medios. "Jamás, jamás le he dicho a mi hija 'aquí no vuelvas a llamar, yo no soy tu madre'", aseguró emocionada.

Seguidamente, la hija de Rocío Jurado reveló el verdadero motivo por el que no tiene contacto con Rocío Flores: "No estoy preparada para eso, sé que ella tampoco. Sé que las condiciones no son las idóneas y que todo lo que gira en torno a ella no es el ambiente idóneo". 

Carrasco explicó que, para que se diera el momento adecuado, necesitaba tiempo y que está trabajando mucho en ello con "terapia y fármacos". La entrevistada afirmó que no quería apresurarse en hablar con su hija porque así se lo había recomendado su equipo médico: "No quiero volver a tener miedo, vómitos, a lo de antes… me ha costado mucho".

La madre de Rocío Flores sabe que, en algún momento, ella y su hija volverán a tener contacto, pero que prefiere esperar a sentirse más fuerte y a que sea el momento idóneo.