Carmen Borrego sufre un esguince de costilla después de ser zarandeada por Torito

Pese a que todos nos lo tomamos a broma, el 'zarandeo' de Torito a Carmen Borrego ha ocasionado una incómoda lesión a la colaboradora

carmen borrego

Carmen Borrego tiene un esguince en una costilla.

M.A.

El pasado fin de semana, Torito apareció en 'Viva la vida' vestido de Rocío Jurado, ya que se cumplían 15 años de la muerte de la cantante. Pero el reportero, presa del énfasis del momento, acabó levantando y zarandeando en el aire a dos de sus compañeras: Carmen Borrego y Alejandra Rubio. En directo vimos cómo la hija de Terelu salía corriendo del plató después de mostrar, sin querer, la ropa interior.

Mientras que lo de Alejandra se quedó en una simple anécdota de mejor o peor gusto, su tía ha salido un poco peor parada... Al no aparecer en el programa del pasado 5 de junio, saltaron todas las alarmas. ¿Qué le había pasado? Ella misma quiso entrar en el plató por teléfono, y lo aclaró todo: "He tenido un esguince en una costilla flotante que se me había hundido un poquito. He pasado dos días fastidiada, pero ya estoy bien", dijo Carmen Borrego quien, por cierto, no tiene ningún tipo de mal rollo con Torito tras el incidente. 

"Le envié un mensaje a Torito diciendo que no se sintiese responsable, que yo sé que es una cosa que fue de manera absolutamente natural y divertida. No tengo absolutamente nada en contra de Quique", quiso matizar. 

Este es justo el momento en el que Torito zarandeó a Carmen Borrego:

 

No es la primera lesión de Carmen Borrego "en directo"

Carmen Borrego no lleva muy bien eso de ser víctima de las bromas de sus compañeros, y ha tenido bastante mala pata en algunas en las que se ha visto implicada. Además de haberse hecho un esguince de costilla tras su escena con Torito, Borrego sufrió hace dos años otra lesión "en directo". En aquella ocasión fue en el programa 'Sálvame Okupa'. ¿El culpable? El tartazo que le propinó Payasín. 

 

La intención de Payasín era, al igual que al resto de sus compañeros, darle un tartazo en la cara, pero en ese momento, Carmen giró la cabeza y se lo llevó en el cuello. Casualmente, en esa época estaba muy cercana su operación de papada: "Entré recién operada y con un certificado médico que dice que tengo que tener mucho cuidado con cualquier ejercicio que haga", dijo entonces Carmen, que calificó el tartazo de Payasín de "crueldad".