Jordi Sánchez: "Cuando me desperté del coma, no podía escribir ni andar"

El actor, que estuvo más de un mes ingresado por coronavirus, ha retomado la actividad pública

Jordi Sanchez

El actor afronta con optimismo diferentes proyectos profesionales.

Recuperado del COVID-19 y con muy buen aspecto, Jordi Sánchez ha vuelto a la vida pública. Lo ha hecho en su tierra, Barcelona, donde entregó un premio Sant Jordi. El popular actor, además, acaba de publicar con gran éxito “Nadie es normal” (Planeta), un libro de relatos cortos cargados de humor, ternura y crítica social, del que se va a lanzar la segunda edición.

Pero este no es el único proyecto profesional de Sánchez, que, tras 24 días en coma inducido y 10 más ingresado por coronavirus, el catalán regresa al trabajo con la ilusión de siempre. 

Y es que el popular Antonio Recio de “La que se avecina” también dirigirá su primera cinta, “Alimañas”.

Aquí, orgulloso el Día del Libro, firmando ejemplares de “Nadie es normal”:

“Tardé cinco días en empezar a andar”

“He tenido mucha suerte, porque no me han quedado secuelas, solo agujetas, una sensación que va y viene. Ando y respiro bien. Tengo un hambre que me muero tras haber estado 24 días comiendo por una sonda y otra semana más a base de papillas. Cuando me dijeron que podía comer, empecé con una tortilla, de allí pasé al arroz y ahora estoy disfrutando mucho de la comida", aseguró a tu revista Pronto.

La recuperación del actor fue progresiva. “Cuando me desperté del coma, no podía escribir ni andar. A los tres días de estar despierto, me pidieron un autógrafo y pude hacerlo, aunque creía que no. Tardé cinco días en empezar a andar”, reveló.

No te pierdas la entrevista completa en tu revista Pronto.