Mario Casas: todo lo que no sabías de él

Te revelamos las facetas más desconocidas y sorprendentes del actor de moda

mario casas

El guapo actor vive su mejor momento profesional.

Redacción

Convertido en el actor de moda del cine español y con un Goya prácticamente acabado de ganar bajo el brazo, aunque lleva 15 años de carrera y es un personaje familiar para sus conciudadanos, todavía hay muchas cosas de este intérprete que se desconocen y que desvelamos a continuación.

1. Gallego de nacimiento. Mario Casas Sierra vino al mundo el 12 de junio de 1986 en A Coruña, ciudad en la que vivió hasta los 6 años y que recuerda con mucho cariño. "Menos mis padres y mis hermanos, la mayoría de mi familia está en Coruña. Ésa es mi casa, he crecido con esa cultura del norte gallego. Cómo habla mi padre, cómo habla mi madre, su manera de vivir es del norte", ha asegurado.

mario casas padres

Mario, de bebé, con sus padres.

2. Un chico muy familiar. El actor es el mayor de los cinco hijos de Ramón y Heidi. Toda la prole está muy unida entre sí y también a sus progenitores. "Mis padres se han desvivido por darnos una educación, por que sus hijos hagamos lo que nos gusta, lo que de verdad queremos. Eso va dentro de mí. Me encantaría formar una familia", ha asegurado Mario, quien ha confesado que le gustaría tener entre tres y cinco hijos.

mario casas hermanos

El actor, con todos sus hermanos. El menor, Daniel, tiene 7 años. 

3. Un payaso de pequeño. Cuando era un niño, en el colegio Mario se lo pasaba en grande imitando a Cruz y Raya y a Los Morancos.

mario casas peque

De niño, con tres de sus cuatro hermanos: Sheila, Christian y Óscar.

4. Su primer amor, a los 4 años. A una edad temprana, Cupido ya disparó las flechas sobre él. "Con 4 años, la primera chica que me gustó fue una niña de la guardería. Le daba uvas. Recuerdo que en un cumpleaños, no sé si el mío o el suyo, le ponía las uvas en la boca", ha relatado.

5. Conserva a los amigos de infancia. Aunque a lo largo de su carrera ha conocido a mucha gente, los mejores amigos de Mario son los que hizo siendo niño. "Al final ellos son los que me conocen realmente y, cuando ven que la fama se me sube a la cabeza, me dan un toque de atención", ha asegurado.

mario casas amigos

El actor, con sus amigos de toda la vida. 

6. Tiene obsesión por el orden. Es una de las manías sobre las que ha hablado abiertamente. "Lo mío es enfermizo. Soy una maruja del orden", ha bromeado.

7. Su manía con los calcetines. Le encantan los modelos estampados o blancos. Si le toca llevar unos de color negro, los "tapa" poniéndose encima otros blancos.

8. Fan del flamenco. Escucha todo tipo de música, pero le gusta especialmente el flamenco y su canción favorita es "Como el agua", de Camarón de la Isla.

9. Su primer tatuaje, a los 15 años. Siendo adolescente decidió tatuarse un diseño tribal en el tobillo, una elección de la que, con el tiempo, se arrepintió. Posteriormente, ha marcado su piel con referencias a películas importantes para él. Por ejemplo, tiene una letra H por el filme "Tres metros sobre el cielo" y, tras su aparición en "El fotógrafo de Mauthausen", se tatuó su número de preso, 5185, en el tobillo. En el hombro derecho se le puede ver una cara sonriente, tatuaje que comparte con su hermano Óscar. En la pierna derecha lleva su fecha de su nacimiento, 12.06.86.

mario casas tatuajes

En el torso de Mario son visibles varios de los tatuajes que lleva. 

10. La pasta, su plato preferido. Aunque le gustan diferentes tipos de comida, siente una predilección especial por la pasta y también le encantan las pizzas.

11. Le hubiera gustado ser bombero. Es un apasionado del deporte desde hace mucho, por lo que, años atrás, soñaba con ser bombero, policía o profesor de Educación Física.

12. Sus actores favoritos. Entre los intérpretes a los que admira se encuentran Joaquín Phoenix, Shia LaBeouf, Jake Gyllenhaal y Javier Bardem. "No me comparo con ellos, cuidado. Simplemente, son mis referencias", ha puntualizado.

13. Perdió la virginidad a los 16 años. Mario no ha olvidado un momento tan importante, aunque ha admitido que estaba muy tenso. "De lo nervioso que estaba recuerdo que sólo podía oír un ventilador", ha explicado.

mario casas adolescente

Mario de adolescente.

14. Una extraña habilidad. Como sus amigos saben y Pablo Motos le pidió que mostrara durante una de sus visitas a "El hormiguero 3.0", el joven intérprete puede dar la vuelta por completo a la lengua. ¡No te lo pierdas!

15. Le gustaba dormir hasta tarde. A la hora de rodar "El fotógrafo de Mauthausen" no sólo perdió algo más de 13 kilos, sino que cambió sus hábitos. "Antes no amanecía hasta las 11 de la mañana y comía mucho “fast food” y ahora desayuno pronto y como sano", confesó hace tres años.

16. Trabajó en una fábrica. Con 17 años, antes de abrirse paso en la interpretación, su padre le recomendó que trabajara para ganarse la vida y estuvo empleado en una fábrica de accesorios para retretes. "Los hacía una máquina y yo vigilaba que todo fuera bien. Estuve unos seis u ocho meses y me deprimí", ha asegurado.

17. Su timidez crece. Al verlo hablar con gran desenvoltura en las entrevistas televisivas, nadie sospecharía que Mario alberga este sentimiento. "Soy cada vez más tímido, de encerrarme en mi mundo. Te haces más conocido, pero también cada vez la gente opina más sobre ti. Aún me suda el labio cuando estoy delante de una cámara, tiene que ver con la timidez", ha relatado.