Natalia vuelve a sorprender poniéndose su ropa de hace 20 años

La benjamina de Operación Triunfo 1 ha recreado el look de su primer videoclip. ¡Te sorprenderás de lo bien que le queda dos décadas después!

natalia rodríguez ropa

La madre de la cantante ha conservado el vestuario de su primer disco y ha enseñado que le sigue quedando igual de bien.

V.P.

Natalia Rodríguez tenía 18 años cuando entró en la academia de Operación Triunfo. Era la más pequeña de su edición, y su imagen angelical y su dulzura conquistaron a muchos seguidores del formato. 

A día de hoy, Natalia sigue cosechando éxitos y, al igual que muchos de sus compañeros de programa, aparte de cantar, la artista se ha hecho un hueco en la televisión, participando en programas de Antena 3 como 'Splash, famosos al agua' o en 'Qué tiempo tan feliz' de Telecinco. 

En sus primeros años creó auténticos himnos, como ya pasara con 'Cuando tú vas' de Chenoa, 'Ave María' de David Bisbal o 'Dos Hombres y un destino' de Bustamante y Álex Casademunt. En su caso, nos dejó éxitos como 'Vas a volverme loca' o 'Besa mi piel', que muchos corearon en los 2000.

Natalia, que acudía del brazo de su inseparable Chenoa a despedir a Casademunt, está superando este bache con ayuda del trabajo, y es que la cantante está inmersa en un nuevo programa con tintes cómicos y cargado de nostalgia, 'Qué fuerte, tía' de la plataforma Twitch.

Natalia recrea la portada de su primer disco... ¡20 años después!

El formato de Internet no ha podido resistir la tentación de volver a vestir a Natalia con el mismo vestuario que utilizó hace 20 años en la portada de su primer disco 'No soy un ángel', en la que la gaditana posa sujetándose el cabello a cada lado y luciendo un vaquero muy ceñido, un cinturón étnico y una camisa abierta por el ombligo.

Con 38 años, Natalia Rodríguez ha posado tal cual lo hizo para la que seguramente fue una de sus primeras sesiones de fotos. ¡La verdad es que en ambas está guapísima! Lo sorprendente es que la madre de la cantante aún conservara la ropa de entonces. ¡No te pierdas esta divertida comparativa!