Olga Moreno, rota de dolor

La mujer de Antonio David reaccionó a los ataques de Rocío Carrasco

Olga Moreno supervivientes

Olga Moreno en la playa de Honduras en sus últimos días de concurso.

Redacción

Olga Moreno ha sido una de las que más ha sorprendido al público de Supervivientes por su fortaleza física, emocional y mental. Ella misma aseguraba que no pensaba que podría llegar al final de este durísimo concurso y, pese a los inevitables altibajos y la profunda añoranza por su familia, la mujer de Antonio David Flores ha encontrado la fuerzas para seguir siempre adelante.

Pero, sin embargo, hace unos días, antes de volver a Madrid con los otros cuatro finalistas, se desmoronó. Olga recibió una carta de otra concursante, Marta López, con la que comenzó una excelente relación en Honduras y se vino abajo.

Según contó la concursante, fue por los duros ataques que Rocío Carrasco ha vertido a través de su serie documental 'Rocío: contar la verdad para seguir viva', contra su marido y ella, acusándoles de ser los responsables de sus 20 años de sufrimiento y del distanciamiento que ahora existe entre la hija de Rocío Jurado y sus dos hijos, Rocío y David Flores.

Con rabia y dolor porque la gente piensa que ella y su marido son mala gente, Olga se defendió de las acusaciones sin poder dejar de llorar. “Somos buenas personas y hemos sufrido tanto, tanto…”, repetía Olga tapándose la cara y asegurando que lo único que había querido ella había sido darle una buena infancia a esos dos hijos que, según sus palabras, fueron criados sin rencor hacia su madre.

Fortalecida tras haber superado un prueba que muchos no pueden aguantar, Olga ha vuelto a su casa y su realidad con la firme convicción de que piensa plantar batalla a la lucha que, tras sus 20 años de silencio, ahora ha planteado Rocío Carrasco. Así, seguramente la veamos más a menudo ante las cámaras próximamente.