“El Yoyas”, condenado a seis años de cárcel por maltrato a su ex, Fayna

La condena que pesaba sobre el exconcursante de Gran Hermano ha sido ratificada y tendrá que cumplir la pena que se le imputa por maltratar a Bethencourt y a sus hijos

yoyas condena maltrato

El exgranhermano interpuso una apelación y finalmente tendrá que ir a la cárcel.

V.P.

Ratificada la sentencia de Carlos Navarro, más conocido como El Yoyas. El exgranhermano se hacía popular tras su aparición en el concurso donde conoció a la que fue su pareja durante 16 años, y ahora se enfrenta a una pena de cárcel de más de cinco años.

Ahora se acaba de ratificar la condena de El Yoyas por delitos de malos tratos y lesiones cometidas contra su expareja y los hijos menores de ambos. Carlos Navarro ha declarado en la Audiencia Provincial de Las Palmas, donde participaba por videoconferencia ante la presencia de Fayna Bethoncourt, que acudía en persona.  

Carlos Navarro, ratificada la sentencia por cometer siete delitos

carlos navarro yoyas condenado
Carlos Navarro en 2018. 

Carlos Navarro impugnaba el fallo de Juzgado de lo Penal nº5 de Las Palmas de Gran Canaria, alegando que sus hijos habían sido manipulados y "secuestrados" por su madre, Fayna Bethencourt. 

La Audiencia Provincial de la ciudad canaria ha visto la grabación del juicio celebrado hace unos meses y no ha encontrado motivo para dudar del criterio del magistrado que examinó el caso en primera instancia. Así, se confirma la condena de cinco años y ocho meses de cárcel por cometer siete delitos, seis contra su exmujer y sus hijos, y uno contra la actual pareja de Fayna.

En la sala, se concluyó que el hombre, padre de dos niños junto a su expareja, mostró una actitud agresiva, algo que jugó en su contra. Las penas que se le imputaban, y por las que El Yoyas había interpuesto el recurso de apelación, han sido ratificadas ya que "se consideran ajustadas a derecho y están correctamente motivadas en la sentencia recurrida".

Los hijos de Fayna y Carlos Navarro, un testimonio clave
 


La sala consideró que las declaraciones de los menores que vivían en la casa con la pareja fueron "testimonios sinceros y coherentes" y que "tanto la niña como el niño, han descrito y narrado los episodios vividos y no hay motivos para dudar de los mismos".

Según concluyeron, los niños "han narrado lo que han vivido y su declaración corrobora lo relatado por su madre". Además, el equipo de psicólogos forenses tampoco han apreciado indicios de que los hijos de Carlos Navarro y Fayna Bethencourt hayan estado "mediatizados", tal y como sugería su padre.