Mireia de OT cuenta el infierno que vivió con su expareja

La compañera de Rosa, Bisbal y Bustamante se ha sincerado sobre el calvario que vivió junto a su aún marido y ha sorprendido con un relato desgarrador

PRINCIPAL mireia ot expareja

La artista cuenta su historia después de que su pareja haya hablado de ella en medios.

V.P.

Mireia Montálvez, concursante de la primera edición de Operación Triunfo, rompía su silencio ayer. La compañera de Rosa, Bisbal y Chenoa ha relatado en 'Sálvame' cómo han sido los años de matrimonio con Antonio Rodríguez, al que acabó denunciando por malos tratos. 

El diario ABC recogía unas declaraciones de la antigua pareja de Mireia, que afirmaba que ésta le había sido infiel, entre otras cosas. La triunfita ha salido a defenderse y se ha sentado en el 'Sálvame' de Paz Padilla para relatar su dura experiencia con el empresario.

Mireia de OT hace pública su dura experiencia de maltrato

mireia ot salvame
Mireia habla con Paz Padilla sobre su relación de maltrato

La componente de Fórmula Abierta, proyecto que compartía con Álex Casademunt, tiene dos hijos de 15 y 16 años, fruto de una relación con el también triunfito Miguel Ángel Silva, y cuenta que uno de sus temores era no poder sacar adelante a su familia ella sola. 

"No eres consciente para pedir ayuda. Me amoldé, éramos como compañeros de piso". La cantante ha contado que lo que le ayudó a salir de esa situación fue su trabajo como limpiadora, que le permitía salir de casa, y poder quedar con sus amigos a solas, sin la presencia de Rodríguez.

Mireia Montálvez cuenta que durante la relación ella se sentía "una persona nula", pero lo peor vendría cuando ella le pidió el divorcio. "Las discusiones ya eran gritos, malas formas, malas palabras, no descansaba, llegaba tarde al trabajo, llegué a perder en el último mes casi 15 kilos. Fueron muchas cosas malas dentro de casa".

mireia ot malos tratos
Mireia Montálvez afirma que no sería capaz de ver a su ex de nuevo

Mireia ha relatado lo dolorosa y difícil que fue la ruptura, ya que ella salió muy deprisa de la casa que compartían. "Me cortó el teléfono, sacó todo el dinero de las cuentas, cambió la cerradura, no tengo recuerdos míos, ni de mis hijos...". 

"Se denunció. Yo no pedía nada, pero me daba miedo de que fuese a más. Solo pedí una orden de alojamiento. Me la dieron por nula porque como ya había salido de la casa y no había pruebas suficientes, no me lo dieron. Lo graduaron como un grado medio de maltrato", ha dicho.

"Que lo vean otras mujeres u hombres, que sé que también pasa... Porque dejes de querer a una persona, no tiene derecho ninguno a querer arruinarte la vida, como me está pasando a mí", ha sentenciado.