Alessandro Lequio se refugia en el deporte para superar su pena

El tertuliano estuvo jugando a golf, llevando una de las gorras de su hijo

Alessandro Lequio se refugia en el deporte para superar su pena

Alessandro, cabizbajo, durante la mañana que pasó practicando golf.

Redacción

Son días duros para Alessandro Lequio, porque inevitablemente están protagonizados por los recuerdos y los está viviendo con los sentimientos a flor de piel.

El pasado 17 de junio, el aristócrata cumplió 60 años. Lo que debería haber sido una jornada feliz, de reunión con familiares y amigos, vino acompañada de otra fecha señalada y marcada de manera muy especial en su corazón, el 23 de junio, día en el que su hijo habría cumplido 28 años.  

Sin duda, no debió de ser fácil para Lequio vivir esa jornada y evitar los pensamientos de tantos años de celebración al lado de Álex, que falleció el pasado 13 de mayo. El colaborador televisivo recordó a su querido hijo en sus redes sociales con una bella imagen del joven junto a su madre, Ana Obregón. “Te echo mucho de menos”, le confesaba.

Lequio está enfrascado en esta lucha y, para poder soportar el dolor de la pérdida, se refugia en tres pilares: su familia, su trabajo en “El programa de Ana Rosa”, al que regresó el 27 de mayo, y el deporte, concretamente en el golf, una disciplina a la que su hijo también era aficionado.

Alessandro estuvo jugando a golf, llevando una de las gorras de su hijo, y cada golpe que daba era un intento de alejar el dolor para poder soportar la ausencia de Álex. Te mostramos las imágenes en exclusiva en tu Revista Pronto.