Jordi Sánchez: “He tenido suerte, porque el covid no me ha dejado secuelas”

El actor estuvo 24 días en coma inducido a causa del coronavirus. Él mismo nos cuenta su dura experiencia

Jordi Sanchez

Jordi está muy contento con todo el cariño recibido.

Redacción

Tras 24 días en coma inducido y 10 más ingresado por coronavirus, el catalán Jordi Sánchez ha regresado al trabajo con más proyectos que nunca. Hablamos con el queridísimo Antonio Recio de ‘La que se avecina’. ¡Descubre todo lo que nos ha contado!

PRONTO: Jordi, ¿cómo te encuentras?

JORDI SÁNCHEZ: Bien, después de haber vivido el horror del COVID. He tenido mucha suerte, porque no me han quedado secuelas, sólo agujetas, una sensación que va y viene. Ando y respiro bien. Tengo un hambre que me muero tras haber estado 24 días alimentándome por una sonda y otra semana más a base de papillas.

P.: ¿Cuál es el plato que más estás saboreando?

J.S.: Soy muy arrocero, pero también me apetecen las lentejas, los garbanzos...

P.: Confiésame cuál fue el momento más crítico que viviste.

J.S.: Cuando llegué al hospital y me dijeron que iban a intubarme y que si quería hacer una llamada. Fue algo inesperado, porque nunca tuve la sensación de ahogarme y me sorprendió mucho.

“Ejercí como enfermero hasta los 23 años”

P.: ¿Cómo eres como paciente?

J.S.: Un poco pesado, pregunto todo y tenía a los médicos un poco fritos, ja, ja, ja. Cuando me desperté del coma, no podía escribir ni andar. A los tres días de estar despierto, me pidieron un autógrafo y pude hacerlo, aunque creía que no. Tardé cinco días en empezar a andar. Estoy muy agradecido a todos, me atendieron y trataron muy bien en el hospital.

P.: Un lugar en el que trabajaste hace años, ya que eres diplomado en enfermería.

J.S.: Sí, trabajé en Traumatología de Vall d'Hebron y en Urgencias. Ejercí como enfermero hasta los 23 o 24 años, porque en mi casa tenían miedo a que no me ganara la vida como actor, algo muy normal, aunque tenía claro que quería dedicarme a esto. De hecho, las pruebas de acceso al Institut del Teatre de Barcelona me las preparé trabajando de noche en el hospital.

“Sentirte querido es una sensación muy bonita”

P.: Muchos colegas de profesión te han mostrado públicamente su cariño.

J.S.: La verdad es que he recibido muchos mensajes privados por el móvil que me han emocionado y también muchos de gente anónima de todo el mundo. Sentirte querido es una sensación bonita de verdad. Y compañeras como Paz Padilla y Sílvia Abril lo han hecho público.

P.: Acabas de publicar un nuevo libro, “Nadie es normal”. ¿Conoces a alguien que lo sea?

J.S.: Realmente, los personajes del libro lo son. Me he criado en un barrio humilde, escuchando a los vecinos y muchos de ellos forman parte de este libro, que habla un poco de la obsesión de las personas por parecerse al prójimo y no ser diferentes, el miedo a ser un friki. Y todo el mundo tiene derecho a ser y hacer lo que quiera.

Jordi, feliz, durante el Día del Libro, en el que el suyo fue un auténtico éxito:

P.: En tu caso, diría que te apetece seguir dando vida a Antonio Recio en ‘La que se avecina’.

J.S.: ¡Claro! ¡Hay Antonio Recio para tiempo! Habrá una nueva temporada y se va a rodar seguro, pero aún no sabemos cuándo. Estoy muy a gusto con la productora y los compañeros. Llevamos 14 años y somos como una familia.