Mila Ximénez a Lydia Lozano: “Estoy dispuesta a empezar de cero”

Las colaboradoras se han reencontrado con muy buen ánimo de reconciliarse

Mila Ximénez y Lydia Lozano se reconcilian en Sálvame Diario

Mila Ximénez y Lydia Lozano, en el momento de reencontrarse en Sálvame Diario

G.G.P.

El pasado lunes salía a la luz un conflicto inesperado entre Mila Ximénez y Lydia Lozano, ambas terminaron discutiendo y entre lágrimas en plató y hasta hoy no se habían reencontrado en Sálvame Diario. Mila y Lydia han vuelto al programa con un ánimo mucho más calmado y con ganas de acercar posturas, algo que han hecho sin necesidad de que terceras personas mediasen entre ellas.

De hecho, Mila Ximénez ha confesado que si sacó el tema es porque “necesitaba que se arreglara para bien o para mal” y que para ella era muy incómodo encontrarse con su compañera y no hablar. Además, ha lamentado su falta de sensibilidad ante las lágrimas de Lozano el otro día: “He pasado una semana muy jodida y creo que eso lo tienes en cuenta también. En este momento, no tengo fuerzas para arrastrar a nadie”.

Y es que Mila Ximénez ha hecho referencia al momento tan difícil de salud que está atravesando, que además se junta con el confinamiento y unas Navidades alejada de su familia. Lo que está claro, es que ambas necesitaban arreglarlo. Ximénez ha confesado que ver mal a Lydia le provoca “mucha ansiedad”.

Mila Ximénez y Lydia Lozano acercan posturas

Mila Ximénez y Lydia Lozano acercan posturas en Sálvame Diario

 

Mila Ximénez abre su corazón para solucionar las cosas con Lydia

A continuación, Mila abría su corazón: “Quiero ser feliz y quiero disfrutar los días que pueda venir aquí. Tengo un camino que ni siquiera yo lo marco. No sé cuando voy a estar bien y cuando no”, alegando que necesita enfrentarse a su realidad “con la mayor fuerza posible”, algo para lo que necesita estar bien en su trabajo. Un aspecto que pasa por reconciliarse y mejorar su relación con Lozano: “Estoy dispuesta a empezar de cero”.

Lydia ha asentido y ha roto a llorar. Finalmente, tendía la mano a su compañera: “Para mi es una forma de decir que esto lo tenemos que olvidar, fue un mal sueño y punto”. Una reconciliación que ha permitido que el programa continuase y que, seguramente, en los próximos días, podamos ver mejor ambiente y relación entre ambas.