Anabel Pantoja y su baile lleno de energía

Beatriz Luengo ha reaccionado al vídeo en el que la Pantoja baila su tema 'Caprichosa'

Anabel Pantoja y su baile lleno de energía

Anabel Pantoja va y viene de Madrid a Gran Canaria por su trabajo.

S.C.P.

Anabel Pantoja se ha tomado muy en serio su rutina de ejercicios y, sobre todo, ¡la parte de cardio! La colaboradora le ha pillado el gustillo a bailar y, desde que comenzó la cuarentena, no ha dejado de compartir sus coreografías con sus seguidores de Instagram.

Así, además de sus divertidísimos vídeos, en los que en muchos de ellos aparece junto a Omar Sánchez, su prometido, Anabel también muestra su lado más sensual y enérgico en los bailes.

En su último vídeo de Instagram, la colaboradora, vestida con un top deportivo y unas mallas grises a conjunto, hace una coreografía con la canción ‘Caprichosa’, de Beatriz Luengo y Mala Rodríguez. ¡Te encantará!

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Anabel Pantoja (@anabelpantoja00) el

 

Beatriz Luengo reacciona al baile

Por su parte, Beatriz se ha sentido muy alagada con que Anabel haya bailado su canción, y es que no es la primera vez que lo hace con un tema de la artista. “¡Amiga! ¡Me encanta lo que le aportas a las redes! ¡Naturalidad, felicidad, seguridad en ti misma!”, le ha escrito Luengo en su vídeo.

“Por eso me ENCANTA seguirte porque eres una MUSA TOP 🙌 una inspiración y una caprichosa como dice mi canción de las que eligen lo que quieren y lo que no en todo momento. ¡¡¡Gracias, Anabel!!!❤️ Y gracias por nombrarnos a mí y a mi adorada Mala Rodríguez”, ha terminado de comentar la cantante.

 

Una vuelta al trabajo movidita

La sobrina de Isabel Pantoja ha demostrado que ha heredado el arte de la familia y, aunque todavía no se anime a cantar de forma profesional, sí que ha convertido el baile y el ejercicio en una sección de Sálvame durante la cuarentena, que ha ido haciendo desde su casa.

No obstante, la colaboradora ya ha vuelto al trabajo (y no precisamente de la mejor forma) y va yendo y viniendo de Madrid a su casa en Gran Canaria, donde le espera Omar. Por eso, estos días está de lo más ajetreada entre cuidarse, hacer las maletas, seguir con sus clases de inglés y cumplir con sus tareas habituales.