Raquel Mosquera se enfrenta ahora a la depresión

La peluquera abandonó recientemente el hospital en el que ha estado ingresada

raquel mosquera

Redacción

Diagnosticada de trastorno bipolar desde el 2006, Raquel no ha parado de sumar ingresos hospitalarios desde entonces. Sin ir más lejos, el pasado abril ya tuvo que permanecer 13 días en el hospital madrileño Puerta de Hierro tras sufrir un fuerte brote psicótico. Éste coincidió con la emisión de la docuserie "Rocío. Contar la verdad para seguir viva" donde al parecer las palabras de Rocío, sobre el que fuera marido de Raquel, Pedro Carrasco, resintieron su ya frágil estado de salud mental.

Los médicos le recomendaron tomarse las cosas con más calma y tranquilidad, y desde entonces había estado volcada en pasar tiempo con su familia y dedicarse a sus negocios. Pero a las pocas semanas de volver a casa, Raquel empezó a notarse cada vez más y más apagada, hasta sumergirse en una profunda depresión. Muy preocupado y alarmado, fue su marido, Isi, quien la acompañó al hospital donde la ingresaron de nuevo.

Una recaída agravada por sus serios problemas de dinero

Todo apunta a que esta vez la peluquera no ha sufrido un nuevo brote sino una recaída al no haberse recuperado del todo de su anterior paso por el hospital. Una de las causas podría ser una bajada demasiado drástica de la medicación que estaba tomando y que podría haberla llevado a un estado de depresión. A este hecho, habría que sumarle, además, la cantidad de dificultades económicas que Raquel estaría atravesando en este momento. Sus negocios penden de un hilo, acumula deudas de más de 700.000 euros y estaría barajando la venta de su chalet para poder hacerles frente.

Su familia es su verdadera medicina

raquel mosquera familia

Su marido, Isi, y sus dos hijos, Romeo y Raquel, son el verdadero apoyo de la peluquera en estos momentos tan duros que está viviendo.

Tras 20 días ingresada, Raquel ha dicho adiós al hospital para volver a su hogar donde está recibiendo todos los mimos y atenciones de su marido, Isi, y de su hijo Romeo, de 5 años. Raquel, de 15 años y fruto de su anterior relación con Tony Anikpe, seguro que tampoco se separará de su lado. Ellos son su verdadera medicina.